¡¡¡ PIENSA UN POCO ...

... Y REFLEXIONA !!!


Los óxidos de azufre se emiten a la atmósfera en forma de dióxido de azufre (mayoritariamente) y trióxido de azufre (una pequeña parte). El SO2 es posteriormente oxidado en el aire para formar el trióxido de azufre, SO3, sustancia a la que también se conoce como anhídrido sulfúrico, que en contacto con el agua forma el ácido sulfúrico.

Para evitar la contaminación por SOx la Unión Europea obliga a las compañías petrolíferas a comercializar carburantes con índices de azufre muy bajos.